sábado, 7 de diciembre de 2013

dona medula

La silla turquesa a pesar de todo lo que le está tocando no pierde la sonrisa.  La silla turquesa tiene un duende con una enfermedad inmunodeficitaria que necesitaba un trasplante de médula. Varios meses de espera se lo han concedido. Han sufrido, han llorado y a pesar de todo han reído. Se han preparado, han hecho la maleta y entre todo esto ha sido capaz de preparar una serie de sorteos reuniendo a un montón de bloguers, crafters e ilustradores para concienciar de lo que les ha tocado vivir en primera persona.
La silla turquesa no pierde la sonrisa y las ganas de hacer cosas y de llevar sus calcetines de colores y sus largas trenzas rubias. La silla turquesa es un ejemplo para mi que me hundo con un bajón de hormonas.
La silla turquesa es valiente y aunque le ha tocado ser por un tiempo una silla o una cama de hospital es ante todo turquesa...

Esta es una de las colaboraciones que he hecho para todo este lio precioso que se ha inventado para concienciar a la gente de hacerse donante...



si Quieres saber más sobre la donación de médula

bravo por ella, por su duende y por el chico del interruptor..!!


No hay comentarios: